domingo, 12 de septiembre de 2010

¿Por qué tanta popularidad? VII

Séptima entrega de ¿Por qué tanta popularidad?, fragmento de Ramificaciones, libro de Hernán Zucchi, filósofo argentino. En esta oportunidad dos párrafos extensos para explicarlo como actividad o juego. (todas las entregas)

Continuación de Parte 6
4. Vayamos al fondo mismo de la cuestión. ¿Qué tipo de actividad se desarrolla en un partido de fútbol? Para responder a esta pregunta es en vano recurrir a la amplia bibliografía que hay sobre el tema. Ni los sociólogos, ni los filósofos lo han abordado. Pareciera que a los últimos sólo les interesa lo que no interesea a nadie, pero no lo que le interesa a todos. Llama la atención la ausencia de análisis sobre el particular. Una excepción es sin duda la del gran psicólogo holandés Buytendijk que en su libro llamado precisamente Le Football (1952) aborda el tema con finura y profundidad. Sin embargo, ni aun en este caso se discute el motivo de nuestra pregunta inicial. De modo que nos vemos obligados a innovar. Todos sabemos que el fútbol es un deporte competitivo, como tantos otros. Pero no obstante estar situado dentro de esa gran esfera, el fútbol tiene ciertas particularidades que paso a enumerar. En lo que sigue me apoyaré en ciertos elementos de mucha utilidad. Me refiero a los estudios de Hoffe y Habermas. En un pasaje muy significativo este último pensador sostiene que en resumidas cuentas existen cuatro tipos deacciones: la acción teológica (la del artesano que hace un modo solitario del mueble), la acción regulada por normas (por ejemplo, la del automovilista que se atiene a las normas de tránsito), la acción dramatúrgica (que se refiere a la de los participantes que constituyen los unos para los otros un público ante el cual se ponen a sí mismos en escena) y por último, la acción comunicativa ("Se refiere a la interacción de a lo menos dos sujetos capaces del lenguaje y de acción que entablan una relación interpersonal").

La acción que se despliega en el fútbol no caería bajo ninguno de los tipos mencionados en esta clasificación, si bien del primer tipo (la acción teológica) existe una variante que se denomina acción estratégica. Esta última ha sido estudiada ampliamente en la "teoría de los juegos" cuya máxima expresión sigue siendo la obra de J. Neuman-Morgenstern de 1944. Según estos autores, dentro de los juegos se puede distinguir dos grandes categorías: los juegos competitivos y los no competitivos. Sólo nos interesan los primeros. Lamentablemente en los juegos competitivos se estudia el aspecto matemático echando mano al cáclulo de las probabilidades y operaciones semejantes. Así se estudian matemáticamente las probabilidades del ajedres y el poker. Pero su interés no se reduce a los juegos competitivos propiamente dichos sino que se traslada a la efera de lo económico, donde la competencia de las empresas convierte la lucha económica y comercial en un verdadero juego diabólico. A pesar de que en estos estudios se abordan ciertos elementos comunes con los de nuestro deporte. Y ese elemento común es la acción estratégica. ¿Qué es una acción estratégica? Hoffe nos dice "en general las estrategias son planes alternativas de acciones posibles. Estas alternativas son construidas observando y utilizando reglas, como así también teniendo en cuenta las posibles respuestas del contrincante". de ahí el consejo básico: "Elie la estrategia que, dentro del marco de las reglas del juego y teniendo en cuenta los contrincantes, ofrece el resultado más favorable".
CONTINUARÁ
Related Posts with Thumbnails