viernes, 18 de febrero de 2011

La semana argentina en Libertadores

Se disputaron tres partidos con diferentes matices en la segunda semana de copa Libertadores, fase dos. 

El martes, Vélez ganó cómodo 3-0 ante Caracas como local. Para colmo, a los venezolanos le expulsaron a Peña en el primer tiempo por un codazo que no fue. Sin Silva lesionado, jugó Guille Franco que duró unos minutos debido a que se luxó el hombro y estará cuatro meses sin jugar. Moralez abrió el marcador con un golazo y ya en el complemento, David Ramírez convirtió otro golazo (el primero suyo con la camiseta de Vélez) y lo liquidó el Burrito Martínez de penal.

El miércoles, Estudiantes visitó Brasil para enfrentar a Cruzeiro con un resultado sin precedentes en torneos internacionales para el Pincha. 0-5 para los de Berizzo y un nivel muy por debajo de lo habitual. En la primera jugada del partido, Cruzeiro se puso en ventaja por el juego aéreo y a pesar de las buenas intencionas platenses, fue un festival azul. Dos goles de Montillo y una extraordinaria actuación, entre lo más destacado del conjunto carioca que jugó en un estadio secundario de la ciudad porque el Mineirao está en refacciones para Brasil 2014.

El jueves, fue el turno de Godoy Cruz debutando en torneos internacionales ante Liga de Quito, una potencia continental. Apostó al contraataque y a aprovechar la velocidad por las bandas, y el plan le salió redondo a Da Silva. A los 15, Carlos Sánchez -figura estelar- abrió el marcador para el Tomba. En el complemento, cuando a la Liga más le costaba, llegó una pelota en cortada y un cabezazo preciso de Reasco, carrilero derecho. Liga empezó a crecer y parecía adueñarse de la pelota, pero tras un tiro libre Rojas se la puso en la cabeza a Nico Sánchez y tras un gran cabezazo con dirección de red, el resultado fue inmodificable. En tiempo extra y ya con uno menos (Hidalgo fue expulsado por un planchazo), se lo perdió con dos mano a mano increíbles. Fiesta total en Mendoza.   
Related Posts with Thumbnails